miércoles, 31 de octubre de 2012

Taller de Expresión Artística para Niños de Ascendencia Mapuche:
Quinta Normal, Octubre 2012. 

Algunas obras de los niños.
Una vez más la realidad impuso su palabra definitiva: durante esta semana la escuela permanecerá cerrada debido al extendido fin de semana por los feriados de Todos los Santos (1 de noviembre) y de las Iglesias Evangélicas y Protestantes (trasladado al día siguiente). Como el próximo mes ya tenemos algunos compromisos, buscaremos el mejor día posible para hacer una reforzante ceremonia de cierre del Taller, para beneficio de los niños participantes.

 No obstante, para no perder nuestro “estado de Taller”, les ofrezco una pequeñísima muestra de los trabajos que los niños han elaborado, acompañados de breves comentarios espontáneos nuestros. Comentarios, por cierto, no definitivos, sino facilitadores de comunicación con aquellos que quisieran dialogar con nosotros respecto de este Taller. Estamos a la espera de sus consultas y comentarios, sus palabras son valiosas en todos los sentidos para nosotros.


1) Cartulina recortada con tijera zig-zag: creación de espacio personalizado al interior del soporte de papel entregado por la profesora. Rojo color movilizador, sobre el cual flota una imagen de quienes se asumen como ancestros. Burbujas en forma de corazón parecen surgir del propio torrente sanguíneo. El nombre de la autora en el centro, como palanca o referencia en relación a lo que emerge.


2) Plasmación de ideas sugeridas por el significado del propio apellido: la niña A rumia el papel de ser una "leona llena de fuerza y brillante". La montaña puede ser recuerdo de paisajes sureños, o referencia atávica a la montaña sagrada. Hacia ella parece dirigirse la leona abstracta color de luz solar.


3) Obra posterior de la niña A: la "leona llena de fuerza y brillante" está más concretizada, mirando cómplice o lúdicamente al espectador. La luz solar ahora impregna las manos de la autora. Esas manos se apropian del campo de significados puestos en juego en la cartulina.


4) Cartulina recortada con tijera zig-zag, creación de espacio personalizado al interior del soporte de papel entregado por la profesora. Aceptación entusiasta de la propia pertenencia, o auto-referencia, a la etnia mapuche. Identificación facilitada por ser del propio rango etario del autor los niños que aparecen en la imagen elegida. Estampado de mano como acto de posesión.


5) Plasmación de ideas sugeridas por el significado del propio apellido: la autora rumia la unión de las virtualidades de la tigresa y la leona. Alrededor de la imagen del felino hay manchas intervenidas con escarcha dorada, sugiriendo la presencia de energía solar. Separación de lo que pertenece al ámbito de la palabra (izquierda) y lo propio del ámbito de la imagen (derecha).


6) Diseño mandálico del nombre de la escuela: Antumalal, lugar inundado de luz solar. Rectángulo amarillo de dimensiones semi áuricas. En su centro un trozo circular de esponja, pintada de carmín: una roca, en palabras de la autora. El rectángulo se separa nítidamente del campo rosa sobre el cual flota; el color del campo recuerda la aurora (RAE: f. Luz sonrosada que precede inmediatamente a la salida del Sol). Arriba, estilización de la Cordillera de los Andes, con escarcha plateada a guisa de nieve. Tridimensionalidad, superación de lo bidimensional, sugiriendo que la roca (la niña) "crece" gracias al ámbito especializado y diferenciado (útero) que resulta ser su escuela en medio del barrio donde vive.
María Eugenia Walker Vicuña, 08-8925090, mwalkerv@uc.cl